Date un capricho de vez en cuando. Se ha comprobado que el chocolate puede aportar grandes beneficios a tu salud cardiovascular.

  • En el mercado existen muchos tipos de chocolate, pero no todos son beneficiosos para el organismo. Tienes que optar por opciones saludables, es decir, sin azúcares añadidos, sin manteca de cacao, sin leche y, lo más importante, que contenga al menos un 75% de cacao.

A lo largo de los años el chocolate ha sido tachado como un alimento insano para nuestra salud. Desde acusaciones superficiales como precursor de caries, migrañas o acné, hasta problemas relacionados con alteraciones metabólicas y sobrepeso. Sin embargo, numerosos estudios han demostrado que no es tan perjudicial, sino que incluso es muy beneficioso en el ámbito de la salud cardiovascular.

Los responsables de los beneficios del chocolate son los flavonoides, antioxidantes que contienen propiedades antiinflamatorias, reducen la presión arterial y disminuyen el colesterol “malo”.

Si, además, tomas el chocolate caliente, ayudarás a mantener sano tu cerebro, mejorando su flujo sanguíneo. No obstante, hay que consumirlo con moderación y elegir las opciones saludables para poder beneficiarse de sus efectos positivos en nuestro organismo.

La tradición del chocolate

Antiguamente el chocolate se consumía con más frecuencia. Las prácticas más comunes implicaban reuniones y eventos sociales, en ayunas y antes de acostarse. Esta tradición se extendió a la Navidad que, además de ser una fiesta importante en nuestro calendario, coincidía con el ayuno del 24 de diciembre, en el que se tomaba chocolate para poder resistir hasta la cena de Nochebuena. Actualmente, la tradición es tomar chocolate a la taza en las mañanas de Navidad y, sobre todo, de Año Nuevo.

En nuestra cultura es tradición tomar una taza de chocolate caliente en Navidad.

13 de septiembre, Día Internacional del Chocolate

Es en este día cuando se le rinde homenaje. Una festividad que surgió en Francia en el año 1995, como homenaje al escritor británico Roald Dahl, autor de la historia «Charlie y la Fábrica de Chocolate».

Bien es cierto que existe una ligera diferencia de opiniones con este tema, ya que algunos países lo celebran el 7 de julio, haciéndolo coincidir con el Día Mundial del Cacao. Parece que no es suficiente un único día del chocolate, aunque para nosotros todos los días son perfectos para disfrutarlo.

No todo el chocolate es beneficioso

La mayor parte de los productos que encontramos en el supermercado son derivados del cacao, por lo que contienen añadidos como azúcares simples y aceites vegetales, incrementando la composición de grasas saturadas y trans. Estos productos derivados contienen una concentración de cacao puro menor del 50%, por lo que sus efectos antioxidantes son mucho menores.

En la tabla que te presentamos a continuación puedes encontrar una comparativa nutricional entre diferentes tipologías de chocolate pertecientes a una conocida marca especializada en chocolates:

Prestando atención a los datos presentados entre estas tipologías de chocolate, concluimos que:

  • El chocolate blanco es el que peores datos muestra ya que, por cada 100 gramos, aporta un mayor número de calorías y contiene un mayor índice de grasas, de las cuales 2/3 partes son saturadas.
  • En la parte opuesta encontramos el chocolate negro, con una concentración de cacao superior al 85%. Comprende valores más bajos en calorías, hidratos de carbono, azúcares y grasas, pero un alto nivel de proteínas.
  • En caso de que seas fanático del chocolate con leche, opta por una versión almendrada ya que, gracias al aporte energético de las almendras, lo convierten en una versión más nutritiva que la versión sin almendras.

Si quieres empezar a tomar chocolate puro, o con alta concentración de cacao (superior al 85%), y no toleras su sabor, puedes optar por disolverlo en leche y endulzarlo con estevia. No será la opción más saludable, pero podrás ir acostumbrándote a su sabor para, en un futuro, poder ingerirlo en su formato original (onzas).

Chocolate caliente para mantener nuestro cerebro sano

Según un estudio publicado por la revista Neurology (1), y realizado por la Facultad de Medicina de Harvard, junto con el Instituto Nacional sobre el Envejecimiento y el Instituto Nacional del Corazón, tomar dos tazas diarias de chocolate pueden ayudar a que personas de avanzada edad mantengan sus cerebros saludables y mejoren sus destrezas mentales.

Desde Neoactives queremos promover buenos hábitos alimenticios, en los cuales podemos incluir el chocolate y derivados del cacao en sus versiones saludables. Una onza diaria de chocolate por la tarde/noche favorece la relajación y te prepara para el sueño, ya que contiene triptófano, que permite la síntesis de la serotonina. Seas o no amante del dulce, date este capricho, pero siempre con moderación y teniendo en cuenta que a mayor concentración de cacao puro, mejor (superior al 75%).

Bibliografía

Tania Mesa

Licenciada en Nutrición, Diplomada en Enfermería y Directora de la Unidad de Nutrición y Enfermería de Neolife

Bibliografía


Bibliografía

(1) X. Lin, I. Zhang, A. Li, J. E. Manson, H. D. Sesso, L. Wang, S. Liu. Cocoa Flavanol Intake and Biomarkers for Cardiometabolic Health: A Systematic Review and Meta-Analysis of Randomized Controlled Trials. Journal of Nutrition, 2016; DOI: 10.3945/%u200Bjn.116.237644.